Tamaño de texto-+=
Compartir:

A punto de cumplir los 60 años y después de ganar cuatro Óscar, el cineasta mexicano Alejandro González Iñárritu asegura que en su trabajo ha tenido “la fortuna de ser absolutamente independiente y libre”. “Toda la mierda que hay dentro de mis películas es mía, no puedo culpar a nadie”.

“He tenido siempre la última decisión, y no importaba de dónde viniera el financiamiento. He tenido libertad absoluta y eso es un privilegio”, afirma en una entrevista con EFE el director, que este sábado clausurará Verdial, la Fiesta de las Letras y la Cultura Iberoamericana, que organiza en Málaga el centro cultural La Térmica.

Fuente: EFE

Compartir:

Comentarios

Comentarios