Tamaño de texto-+=
Compartir:
Con más de siete millones de copias vendidas en apenas cinco días, Palworld está arrasando entre los jugadores. FOTO CEDIDA.

Con más de siete millones de copias vendidas en apenas cinco días, el videojuego está arrasando entre los jugadores, a la vez que se encuentra en el ojo del huracán por las acusaciones de plagio al clásico de Nintendo.

Que Pokémon marcó un antes y un después en la historia de los videojuegos es un hecho. Que, desde entonces, los juegos de coleccionismo de monstruos lo han tenido más difícil para reinventarse, también.

Pero ahora ha llegado “Palworld”, el apodado por muchos “el Pokémon con armas”, que presenta una apuesta más oscura y cruda dentro del género, mezclado con la supervivencia, la recolección de recursos y las aventuras.

Y lo ha hecho arrasando en ventas y jugadores: siete millones de copias en cinco días y dos millones de jugadores simultáneos. Eso sí, un éxito salpicado por la polémica del posible plagio al indiscutible líder del género.

Más allá del meme.

Palworld, siete millones de copias vendidas en apenas cinco días. Foto cedida.

Cuando Pocket Pair, un modesto estudio japonés de videojuegos “indie”, presentó el proyecto de Palworld en internet, las reacciones fueron agridulces y las cifras nada exageradas.

Era 2021 y, por un lado, el rápidamente apodado como “Pokémon con armas” generó cierto entusiasmo entre los fans de los videojuegos de coleccionismo de monstruos. Pero por otro, muchos vieron la apuesta como algo demasiado “loco”.

Por si esto fuera poco, las similitudes entre los “pals” (criaturas del juego) y los seres del icónico título de Nintendo hicieron creer a algunos que era una “broma”, o que sería imposible que el videojuego pudiera lanzarse sin enfrentar repercusiones legales.

“Aunque pueda ser una suerte contar con el meme de ser ‘el Pokémon con armas’, esa no ha sido nuestra intención”, dijo por aquel entonces el director ejecutivo de la compañía, Takuro Mizobe, en entrevista con The Gamer.

Mizobe, que también es productor del videojuego, afirmó que “el concepto de ‘Palworld’ no es el mismo que el de Pokémon, hemos intentado hacer un juego totalmente distinto”. Además, citó otra de las influencias dentro del género de supervivencia, el “ARK: Survival Evolved”.

Además, Pocket Pair, que competía como tantos otros estudios pequeños en el enorme océano de los videojuegos, ya había tenido que abandonar algún que otro proyecto por falta de rentabilidad… De hecho, se esperaba que el juego viese la luz en 2022. Pero no fue así. Después, en 2023. Tampoco llegó. Pero lo ha hecho ahora.

Palworld ha arrancado en 2024 con mucha fuerza. Foto cedida.

Ha sido este 2024 cuando, por fin, Palworld ha estado disponible. Eso sí, en “early access” o acceso anticipado, ya que el videojuego todavía se encuentra en desarrollo. Y, a pesar de la expectación y de que la fórmula del coleccionismo de monstruos suele ser indicativo de que el juego funcionará, nadie esperaba el implacable éxito que ha tenido.

Todo un éxito millonario.

Y es que, desde su lanzamiento el pasado 19 de enero, las cifras de Palworld no han hecho más que aumentar vertiginosamente: en las primeras ocho horas a la venta, superó el millón de copias. En apenas 24 horas, ya habían superado los dos millones.

El tercer millón de copias vendidas llegó antes de las 48 horas. Y, en tres días, ya había vendido cinco millones de copias. Los últimos reportes, en ascenso, hablan de siete millones de copias en cinco días.

Hay que tener en cuenta que, por ejemplo, el videojuego “Pokémon Arceus” llegó a 6,5 millones de copias vendidas en solo una semana. Así que este “Pokémon con armas” parece haber llegado más lejos que un título oficial de The Pokémon Company.
En términos de dinero, podríamos estar hablando de “unos 189 millones de dólares”, según ha explicado en X el reconocido periodista de videojuegos Geoff Keighley. Hay que tener en cuenta que el coste del desarrollo de Palword ha sido de unos siete millones de dólares, según el CEO a cargo del proyecto.

Palworld, siete millones de copias vendidas en apenas cinco días. Foto cedida.

Además, el videojuego de Pocket Pair ha conseguido ser el segundo título con más jugadores simultáneos de la historia en Steam- plataforma de distribución digital de videojuegos- solo por debajo de PUBG, al contar con más de dos millones de usuarios.
A pesar del éxito, Palworld ha tenido que enfrentarse también a las críticas. Y es que el hecho de que se utilicen armas de fuego para capturar a las criaturas (a las que también se puede equipar con dichas armas), o estas puedan servir de alimento o ser puestas a trabajar en masa manufacturando fábricas, ha hecho que el juego sea acusado de fomentar el maltrato animal.

“Todo depende del jugador y de cómo decida tratar a su mano de obra mientras intenta sobrevivir”, dijo Takuro Mizobe en una reciente entrevista con Automaton, pero esto tiene consecuencias con las criaturas: “se alegrarán de corazón si se les trata con cariño, pero, llorarán y se negarán a trabajar si se es muy duro con ellos”.

Sobre su parecido con Pokémon.

La otra crítica fuerte que enfrenta Palworld es, evidentemente, el parecido con el clásico de Nintendo: “Soy consciente de que Pokémon es el líder indiscutible dentro del género. De hecho, es tan bueno que incluso me da miedo intentar compararlo con Palworld”, explicó Mizobe a Automaton, hablando de nuevo de la eterna cuestión.

Además, insistió en la legalidad de su proyecto: “nos tomamos muy en serio nuestros juegos y no tenemos intención alguna de infringir la propiedad intelectual de otras empresas”, aseguró.

Y es que son muchos los usuarios que, más allá de la inspiración, señalan el posible plagio. Según esta teoría, algunos diseños de los “pal” van más allá de las meras similitudes, al parecer “mezclas” de varios diseños de distintos pokémon combinados, y son muchos los que creen que esto se debe al uso de la Inteligencia Artificial para generar los diseños.
“Estamos recibiendo incluso amenazas de muerte”, se ha defendido Mizobe a través de X: “todo lo relacionado con Palworld es supervisado por varias personas, incluyéndome a mí, que soy responsable de la producción”, explicó, y añadió que “agradecería que se abstuvieran de difamar a los artistas involucrados en Palworld”.

Por su parte, The Pokémon Company ha lanzado un comunicado respondiendo así a todas las especulaciones de los internautas: “Hemos recibido numerosas consultas sobre el juego de otra compañía lanzado en enero de 2024. No hemos otorgado ningún permiso para el uso de propiedad intelectual o activos de Pokémon en ese título”.

Además, han asegurado que piensan “investigar y tomar las medidas adecuadas ante cualquier infracción”. Sin embargo, mientras Palworld no haya utilizado ninguno de esos activos, todo apunta a que el parecido conceptual no se considerará un atentado contra la propiedad intelectual.

Así que, por el momento, los más de siete millones (y sumando) de jugadores que han comprado el que parece ser el primer videojuego popular del año, podrán seguir disfrutando del “Pokémon con armas”.
Por Nora Cifuentes.
EFE / Reportajes.

 

Compartir:

Comentarios

Comentarios