Un sistema de baldosas electrónicas que genera electricidad, datos y dinero digital a partir de las pisadas de los transeúntes, funciona en treinta países y se posiciona como un elemento clave en las futuras ciudades inteligentes. Llega el internet de los seres…

“Se hace camino al andar”, como escribió el poeta Antonio Machado, pero al caminar también se puede producir electricidad suficiente para alumbrar  las calles y obtener datos útiles sobre los patrones de movimiento de los peatones en las ciudades.

Es justo lo que permite la tecnología desarrollada por la firma londinense Pavegen (www.pavegen.com), un sistema interactivo que convierte la energía cinética (producida por el movimiento) de las pisadas en electricidad y en datos, y que incluso las recompensa al transformarlas en una moneda digital.

Esta firma fundada y dirigida por Laurence Kemball-Cook, ha instalado  este sistema en más de 200 puntos en treinta países y firmó un memorando de entendimiento con Siemens, para incorporar estas baldosas con electrónica en los nuevos proyectos de ciudades inteligentes de esta firma alemana.

Pavegen participa en la primera calle inteligente del mundo (un tramo de Bird Street) en el West End de Londres, y trabaja en la aplicación de su tecnología en un nuevo parque cerca de la Casa Blanca en Washington DC (EEUU), informa la compañía.

“Esta firma se ha asociado con Google para crear la matriz de recolección de datos y energía más grande del mundo en Berlín (Alemania)”, informa a Efe Will Brook, analista de comunicaciones de Pavegen, desde la sede en Londres.

Sus pavimentos inteligentes ya funcionan en algunos colegios:

Simon Langton, en el Reino Unido y Bloomington, en EEUU; estaciones de tren, como la de St. Omer (Francia); en centros comerciales, como el Mercury Mall y Harrods (Londres); también en aeropuertos como los británicos de Heathrow  y Birmingham; en el complejo de negocios londinense Canary Wharf y espacios públicos, como el estadounidense Dupont Circle , ubicado en Washington D.C.

PISADAS QUE PRODUCEN  ENERGÍA ELÉCTRICA.

La superficie de Pavegen consiste en una serie de triángulos entrelazados, cuya versión más avanzada se denomina V3.

Cuando la gente camina sobre estas baldosas, su superficie superior se mueve verticalmente entre 5 y 10 milímetros, según sus creadores.

Las baldosas, cubiertas de vinilo ultrarresistente, tienen un diseño triangular que maximiza la producción de energía y la captura de datos, ya que sus vértices se apoyan en los generadores electromagnéticos y cada pisada activa múltiples generadores, según esta firma (https://youtu.be/WtOU7pxG0Hk).

Estos generadores electromagnéticos que están debajo producen unos 5 vatios de potencia continua ‘off-grid’ (sin conexión a la red eléctrica) durante cada paso, añaden.

Esto permite alimentar un sistema LED que pueden iluminar el camino de los peatones mientras lo transitan o utilizarse en la señalización de espacios públicos, mensajes interactivos o vallas publicitarias, según Pavegen.

Cada baldosa tiene sensores y balizas Bluetooth de baja potencia, que posibilitan registrar los pasos y trasmitir los datos de forma inalámbrica a una ‘app’ (aplicación informática), que los analiza, generando información sobre los comportamientos de las personas que interactúan con el pavimento inteligente.

El sistema monitoriza la cantidad e intensidad de las pisadas, y el análisis de la información recopilada permite predecir los horarios y ubicaciones con mayor circulación de personas, las direcciones de los flujos peatonales, sus patrones de movimiento y comportamiento, y también conocer el número de personas que caminan dentro de un área.

Al pisar las baldosas, además, cada paso recopilado se convierte en moneda digital que el transeúnte recibe en recompensa por el uso de este sistema, y que utilizará para comprar en comercios minoristas  o donarla a causas benéficas, señala la firma.

Los transeúntes también reciben  descuentos, vales y recursos educativos como recompensa por la electricidad que generan al  pisar, la cual se utiliza también para emitir sonidos como el canto de los pájaros, a través de altavoces.

DE LAS COSAS A INTERNET DE LOS SERES.

“A esta tecnología se la denomina ‘la Internet de los seres’ (‘Internet of Beings’), ya que transforma cada paso humano en energía y en datos, haciendo que las ciudades sean más inteligentes y sostenibles”, según Will  Brook .

“Es la gente, no solo la tecnología, lo que hará que nuestras ciudades sean realmente inteligentes” señala a Efe, Laurence Kemball-Cook, fundador y director ejecutivo (CEO) de Pavegen, graduado en Diseño Industrial y Tecnología.

Según Kemball-Cook, la ‘Internet de las cosas’ (Internet of Things’) deja de lado el recurso más importante, “los ciudadanos a los que toda tecnología sirve”.

“En cambio la ‘Internet de los seres’ es un círculo virtuoso que permite que las personas participen en los temas más importantes y actuales a través del simple acto de caminar”, añade.

“Aquellas personas que eligen tomar una ruta donde está instalado este sistema por la ciudad, convierten su energía cinética en electricidad para producir luz o hacer funcionar el riego de las plantas y son recompensadas por su contribución a la sostenibilidad través de la ‘app’ de Pavegen”, concluye. Reportaje e imágenes: Efe

Por: Ricardo Segura.

Ni te imaginas lo que aparece en estas ligas 

HAZ CLICK EN:  http://www.revistaQ.mx/

VIDEOS EN:   https://www.youtube.com/user/QMexicoTV

PINTEREST:  https://www.pinterest.com.mx/espectaculosrevistaq

TWITTER: https://twitter.com/QQueMexico

FACEBOOK: https://www.facebook.com/RevistaQQueMexico/

Comentarios

Comentarios