Tamaño de texto-+=
Compartir:
Informática y naturaleza son compatibles. Foto: Acer.

‘Sostenible’, ‘verde’ y ‘amigo del medioambiente’ son conceptos que también pueden aplicarse a los equipos informáticos, no solo al elegirlos, sino también durante su uso cotidiano y al finalizar su vida útil. Un especialista explica cómo podemos tener una relación más ecológica con nuestros ordenadores portátiles.

Cuando se trata de ayudar a mejorar la salud del planeta y lograr cambios positivos en el medioambiente, todos los esfuerzos suman, a pesar del pequeño tamaño y del poco peso que puedan tener los dispositivos en los que se enfoque ese esfuerzo, como el que tienen los ordenadores portátiles.

De hecho, se puede hacer una considerable contribución en beneficio del clima y la naturaleza, eligiendo, usando y desechando estos dispositivos electrónicos de una manera más ecológica, según explica a EFE, Jaume Pausas, gerente de mercadeo (Marketing Manager) de ACER en España (https://www.acer.com/ac/es/ES/content/home).

Esta firma, con sede en Taipéi (Taiwán), incluye en su gama ecológica un equipo fabricado en un alto porcentaje con materiales reciclados y reciclables (teclas, chasis, teclas, bisel y panel de pantalla y panel táctil, así como su embalaje, fabricados respectivamente con plástico y papel reutilizados)

Este equipo también ha sido diseñado para que sea fácil de actualizar, reparar, desmontar y reciclar, según su fabricante.

Una joven utiliza un ‘chromebook’ ecológico. Foto: Acer/DimaBerlin.

El Acer Vero 514 es un ‘chromebook’, un ordenador portátil pequeño de poco peso, que funciona con el sistema operativo Chrome OS de Google, utilizando aplicaciones y servicios y en línea y almacenamiento en la Nube (servidores de Internet) en vez de programas y archivos cargados en un disco duro interno.

PREMIOS Revista Q

ORDENADORES PORTÁTILES: MANUAL DE USO SOSTENIBLE

.
Jaume Pausas sugiere una serie de sencillas medidas prácticas para conseguir una vida más ecológica de nuestra computadora portátil, las cuales son aplicables tanto a la gama de Acer como a los ‘chromebooks‘ y a los ‘laptops’ en general, independiente de su marca y del sistema operativo con que funcionen.

1. “Busca una marca que tenga en consideración el futuro del planeta, sea consciente de que no es fácil salvar el medio ambiente y se haya unido a la iniciativa mundial RE100 (www.there100.org), comprometiéndose a utilizar un 100% de energía renovable”, recomienda Pausas.

2. “Elige un dispositivo que pueda reciclarse, y esté fabricado con materiales sostenibles, como plástico reciclado postconsumo (PCR) y plástico de origen marino (OBP), y en el que además no se utilicen pinturas, para reducir el impacto medioambiental de principio a final de la vida del producto”, sugiere.

3. Jaume Pausas recomienda optar por aquellas marcas de equipos que utilicen en los embalajes materiales respetuosos con el medio ambiente, como el papel reciclado y el poliéster reciclado postindustrial (PIR), y conciban los embalajes como elementos reutilizables, ya sea para almacenamiento adicional, soporte para el portátil o incluso como una caja para plantas de vivero.

4. En el mercado existen portátiles catalogados como eficientes en términos energéticos, según Pausas. “Si adquieres uno de estos equipos aprovecha el ‘software’ de control energético que incorporan, para utilizar el modo de rendimiento más adecuado a cada situación”, recomienda.

Un entorno laboral aliado del medioambiente. Foto: Acer.

5. “Para aprovechar al máximo la energía del ordenador son de ayuda gestos tan sencillos como reducir el brillo del monitor, siempre que no dificulte la visualización, o desconectar las conexiones inalámbricas que no se estén utilizando en ese momento”, aconseja Pausas.
6. Para el ejecutivo de Acer, “también es importante tener en cuenta la cantidad de energía que un ordenador y sus periféricos pueden estar consumiendo cuando no se utilizan, la cual quizá pueda parecer poca, pero es un desperdicio ecológico”.

7. Pausas aconseja “optar por ordenadores reparables y actualizables, que sean fáciles de desmontar para ampliar así su ciclo de vida. Deben tener, por lo tanto, un diseño modular, utilizando tornillos estándar para facilitar las reparaciones, las mejoras y el reciclaje”.

La sostenibilidad informática, se cultiva en familia. Foto: Acer.

8. “Las marcas comprometidas con el medio ambiente tienen programas de sustitución y reciclaje, que cumplen con normativas internacionales como las EPEAT e IEEE y dan a los productos y a los materiales un nuevo propósito al final de su vida útil. Son aspectos a tener cuenta”, según el experto de Acer.

9. En el caso de que nos planteemos un cambio de ordenador, Pausas recomienda pensar “si ese equipo podría serle útil a otra persona de nuestro entorno o a una institución. Por ejemplo, hay ONGs que recogen dispositivos informáticos, los revisan a nivel técnico, y después los envían a países con menos recursos”.
Ricardo Segura.
EFE Reportajes.

 

Compartir:

Comentarios

Comentarios